Fallece Hervé Pinoteau, Académico correspondiente en Francia

Viernes, 27 de Noviembre de 2020
Imprimir
lira_montt_2

El pasado día 24 de noviembre, ha fallecido en París a los 93 años de edad el Académico correspondiente en Francia Hervé, Baron Pinoteau.

Nacido en París el 19 de julio de 1927, el Barón Pinoteau se dedicó profesionalmente al mundo de la edición, desempeñando sus servicios para editoriales como Hachette o Larousse.

Gran heraldista y genealogista, dedicó también sus investigaciones a la vexilología y a la falerística, siendo reconocido internacionalmente como el referente vivo más importante en nuestras materias tras la muerte de nuestro antiguo director Faustino Menéndez Pidal de Navascués. Este reconocimiento se concretó en su pertenencia a numerosas sociedades científicas, como la Academia Internacional de Heráldica -que presidió de 1964 a 2007-, la Sociedad Francesa de Vexilología -de la que fue socio fundador y presidente de 1985 a 2010-, o la Sociedad Nacional de Anticuarios de Francia -que presidió de 2010 a 2017-. Fue elegido Académico correspondiente de nuestra Real Academia el 3 de noviembre de 1993.

Autor de más una treintena de libros y de 900 artículos, destacan títulos como Études sur les ordres de chevalerie du Roi de France (Le Leopard d'or, 1995), Le chaos français et ses signes: Étude sur la symbolique de l’État français depuis la révolution de 1789 (Éditions PSR, 1998), Cinq études d'héraldique et de symbolique étatique (Le léopard d'or, 2006). En nuestra Real Academia publicó su artículo Les armes de Navarre au nord des Pyrénées et quelques considérations annexes (Anales, VIII/2). Entre sus trabajos heráldicos más destacados se puede señalar el diseño del escudo de armas de la República de Chad, y el de la región de Pays-de-la-Loire, así como su participación en la creación de la bandera de la Polinesia Francesa, adoptada oficialmente en 1985.

Premiado en numerosas ocasiones, fue distinguido asimismo como miembro, entre otras, de la SMO Constantiniana de San Jorge, la Orden del Espíritu Santo, la Legión de Honor y la Orden de Alfonso X el Sabio.

A lo largo de su vida fue apoyo constante del legitimismo francés defendiendo los derechos de los Borbones-Anjou a la Corona de Francia a través de sus publicaciones, colaboraciones en prensa, y en los tribunales, estando como canciller al servicio de Enrique VI, de su hijo, Alfonso II, y de su nieto, Luis XX, y participando en la fundación de la secretaría de Alfonso II en 1962 y del Institut de la Maison de Bourbon en 1973.

Descanse en paz

 

Ver nota de prensa en Vexilla Galliae

Ver nota necrológica en ABC